Datos en la gestión del agua

Los datos en la gestión del agua se utilizan para integrar y procesar información; y obtener puntos relevantes que apoyen en hacer un uso más eficiente del recurso hídrico.

El agua es un recurso vital no sustituible, por naturaleza el elemento más irreemplazable de la vida.

Se emplea en la agricultura, la industrial, el abastecimiento público y para producir energía, la cantidad mínima con la que se debe contar es de 100 litros por habitante por día (OMS 2011).

Para hacer un uso eficiente del recurso es necesario contabilizarlo desde la fuente de abastecimiento hasta su salida en el tratamiento, por lo que se instalan medidores y sensores que generan una gran cantidad de datos.

Usando una variedad de algoritmos predictivos en los datos generados, se puede determinar cómo se está utilizando el agua y evidencia los problemas en la calidad y cantidad.

Con esta información se propicia que las autoridades tomen decisiones más acertadas y en tiempo real acerca de las mejoras y eficiencias en la gestión del agua.

En California (Estados Unidos) se usan los datos de los medidores inteligentes de agua mediante patrones de correlación y buscan a los usuarios que están usando más agua de la cuenta para darles un aviso de uso excesivo.

Los datos en la gestión del agua

  • Rolland L. La Gestión del Agua en México. Universidad de Montreal. 2010
  • Herranz A. ¿Puede el big data ayudarnos a gestionar mejor el agua disponible? Blog Ferrovial. 2016.
  • SEMARNAT. Estadísticas del agua en México. 2017.

Start typing and press Enter to search